13 de marzo de 2007

perdonemos al que nos quiere matar

Si hay algo que me puede reventar las entrañas es que la gente no pueda quitarse la venda de los ojos cuando las cosas son más que evidentes, si hay alguien que me quiere hacer daño, lo menos, LO MENOS que puedo hacer es tratar de proteger mis intereses, pero si lejos de eso, a mis agresores se les ve con compasión y hasta queriendo condonar acciones que han puesto en riesgo mi vida, no puedo sino sentirme decepcionado de quien piense de esa manera, lo voy a decir claro y pelado, me han querido quebrar el culo y no reprobar tal acción es permitirlo TACITAMENTE, no sé si me siento más emputado que triste, obvio que lo que yo creí que pudo llegar a ser hoy lo veo más lejos que nunca.

4 comentarios:

Claudia dijo...

puya que yuca esa tu situación. La verdad tienes que buscar como defenderte o solucionar esa situación (sin que te metas en peores problemas)

Sé fuerte!

marce dijo...

Amigo Mario.. solo recuerde auqellas palabras que sabiamente dicen: "agua que no has de beber... dejala correr..."

Roberto dijo...

Mmmm, las envidias parece ser el caso Mario. No todo en la vida es parejo, algunos por lograr sus objetivos son capaces de muchas cosas, entre ellas la intimidación y otras cosas mas. Se sabio y ve que tanto vale la pena lo que te proponías. Siempre mide tus riesgos

Anónimo dijo...

Y a vos quien diablos te puede intimidar?
No, eso esta como que yo diga que a mi me va a salvekear el sordo mudo...