7 de mayo de 2009

Una bloguera en mil palabras

Me encantó como se definió a sí misma la autora de Templo del morbo!


"No soy escritora ni intento serlo, demasiado obtusa para ser artista, muy vulgar para ser filósofa, profana y muy mortal como para construir ideologías, bastante loca para terapear, demasiado descorazonada para consolar corazones solitarios, muy aburrida para despojar tristezas, demasiado simple para dibujar sonrisas, ignorante para generar conocimiento, muy cruda para hablar de la esperanza, exageradamente realista hasta caer en el pesimismo, agria como el vinagre y sensible como una muñeca de azúcar, corrosiva como la sosa cáustica, incongruente, ilógica, llena de máscaras y de maquillaje aguado, con el cual lucho todos los días desprenderme... Sólo intento, sólo soy un intento de todo eso que no logro serlo, sólo intento evacuar mis fluidos y acompañarme en mi soledad, en no perderme en mis racionalizaciones, ni fanatizarme con mis propios sentimientos, que el eco tenga una apariencia a mi voz... Un intento, sólo un intento de todo y de nada, de estar y no estar, un intento de presencia y ausencia, de ser vista e ignorada. Este blogg es un intento de todo eso y de nada..."

5 comentarios:

Clau dijo...

te ha dado por ser padrino de blogueras, veá?

SK Mario dijo...

No hay nada como la satisfacción de encontrar algo agradable a la vista!

[Alecita ♥] dijo...

Il padrino Copinol (carita fumando)+(carita mafiosa)


P.D Interesante descripción.

Rebeca dijo...

Eso esta de acuerdo con mi creencia que nunca somos del todo una cosa u otra, que a pesar de nuestro intento de clasificarlo todo en blanco y negro, nos movemos por una amplia gama de grises.

Hija de la Luna dijo...

Que tal Mario, no me había dado el tiempo de pasearme por tu blogg y ahora que lo hago me llevo una grata sorpresa.
En verdad me emociona ver mis palabras plasmadas en tu blogg... Un honor en verdad eeehhh...
Muchas gracias y que bien que andes apadrinando bloggs jeje...
¡¡Saludos desde México!!